domingo, 5 de diciembre de 2010

Estado de alarma por primera vez en la Democracia

Ayer, 4 de Diciembre, el Gobierno de España estrenó un decreto que nunca antes se había usado en democracia llamado Estado de Alarma. La Constitución recoge los estados de alarma, excepción y sitio en situaciones extraordinarias. El estado de alarma conllevó que la huelga salvaje e irresponsable de los controladores aéreos fuera descabezada en horas. Con el decreto, los controladores pasaban a depender directamente del Ejército del Aire y, en caso de no acudir a sus puestos de trabajo, cometerían un delito de desobediencia del Código Penal Militar.

Pero el mal ya estaba hecho. 80 millones de pérdidas en sectores de hostelería y turismo principalmente y 650.000 viajeros afectados en plena salida al puente de la Constitución.

Los controladores aéreos cobraban hasta hace un año y medio unos 300.000 € anuales lo que se traduce en unos 25.000 € mensuales. El Gobierno decidió poner orden en este exclusivo colectivo y redujo el sueldo a 200.000 € anuales, unos 16.600 € al mes. Aún con esto, estos son de los sueldos más altos de un país de mileuristas en el que una importante parte de la población tiene dificultades para llegar a fin de mes. Los controladores acusan a AENA (Ministerio de Fomento) de explotarles. Miren, señores controladores, cobrando lo que ustedes cobran (más del doble de lo que cobra el presidente del Gobierno al mes) deberían trabajar más horas aún.

No me dan lástima ustedes, ni voy a secundar sus demandas. Secundaré las demandas de un padre de familia que cobre sólo 900 € y con ellos tenga que mantener a su familia. Pero, una persona que cobra 16.600 € netos al mes no merece ninguna compasión ni apoyo. Y menos aún si para cobrar más y tener más vacaciones paraliza el país y se lleva por delante millones de euros de beneficio en plena crisis económica y con todos los demonios llamando a las puertas de España, no tienen vergüenza ni decencia.

La respuesta del Gobierno ha sido completamente correcta y a la vista está que los aviones vuelven a volar.

De acuerdo a los últimos datos que tengo, AENA ya ha expedientado a 442 controladores por su insensatez de ayer, no se puede hacer como que no ha pasado nada pues sería un insulto a los afectados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario