jueves, 12 de septiembre de 2013

Nos dejan sin transporte público



Imagen de la página web www.ecomovilidad.net  


Normalmente utilizo mi blog para escribir temas de cultura general con artículos sobre Historia, política o música pero esta vez es una denuncia necesaria sobre lo que se está haciendo con el transporte público no solo en mi ciudad, Torrejón de Ardoz, sino en todo el Corredor del Henares.

El Corredor tiene una población de nada menos de medio millón de habitantes en tan solo cuatro municipios y, por ello, y también por su forma (un corredor, como su nombre indica) necesita de un transporte público eficaz y regular para comunicarnos con Madrid y con los municipios vecinos.
En los últimos meses hemos visto cómo el Consorcio de transportes de Madrid, organismo dependiente directamente de la Comunidad de Madrid pero en el que los ayuntamientos tienen voz, ha recortado drásticamente los servicios de autobuses en toda la zona, tanto urbanos como interurbanos.

Despejemos posibles creencias: nada tienen que ver las concesionarias de autobuses (como ALSA) con el recorte. Las líneas de autobuses son públicas y dependen del Consorcio, que paga las concesiones a empresas como ALSA o ETASA. Por tanto, los recortes vienen directamente del Consorcio y, por tanto, de la Comunidad de Madrid con el beneplácito de los ayuntamientos, que no hacen nada por evitarlo.

En Torrejón los recortes se han cebado tanto con las líneas urbanas (la línea 1 Circular A/B, la línea 2 y la línea 4) como con las interurbanas (226 y 824 principalmente). La Circular, línea más utilizada de la localidad, ha recortado servicios de tal modo que si antes tenía autobuses cada 10 minutos entre diario, ahora es cada 15 minutos y, los fines de semana, la friolera de 20 minutos o incluso media hora en domingos cuando antes era cada cuarto de hora.
La línea 2, que comunica el centro con barrios más aislados como Torrenieve, El Castillo y Los Fresnos, ha sido la más afectada ya que si antes ya pasaban cada 20 minutos, ahora va a ser cada media hora todos los días dejando a los vecinos de dichos barrios muy aislados a no ser que tengan coche o vayan andando.
Por último, la línea 4, que une Torrejón con el Parque Corredor, ha pasado de tener autobuses cada 15 minutos a tenerlos cada media hora, perjudicando a los usuarios del centro comercial y a los trabajadores.

Mientras tanto, el ayuntamiento de Torrejón guarda silencio y solo habla para anunciar que el alcalde ha inaugurado nuevas marquesinas y autobuses nuevos. Miren, si tengo que elegir entre autobuses de último modelo y marquesinas chic o tener los mismos servicios de antes, me quedo con lo segundo.  

 "Si tengo que elegir entre autobuses de último modelo y marquesinas chic, o tener los mismos servicios de antes, me quedo con lo segundo"
 
El recorte de las interurbanas ha sido escandaloso ya que se ha producido esta misma semana sin aviso previo por parte del Consorcio. De esta manera la 226 pasa a tener servicio cada dos horas los fines de semana perjudicando gravemente a los vecinos de la zona norte de Torrejón y obligándoles a tomar otras líneas, más alejadas de sus casas.
La línea 824, fusionada desde hace meses con las antiguas 225 (Torrejón-Alcalá) y que ya era una mala solución, ha sido prácticamente liquidada. Si antes tenía unos horarios más o menos regulares cada media hora, ahora pasa a ser un bingo en el que no sabes cuándo puede aparecer ya que hay servicios cada media hora o cada 40 minutos. Y, a pesar de los horarios señalados en la web del Consorcio, se incumplen con algunos servicios que no se producen, como el que escribe esto ha podido comprobar in situ.

Y mientras seguimos pagando más por el transporte público a cambio de que Comunidad de Madrid y ayuntamientos nos den peores servicios, ¿Hasta dónde van a llegar?

No hay comentarios:

Publicar un comentario